Aunque Se Fue, No Lo Olvidamos

Dan Bursik
Vicepresidente – Mejores Prácticas

A inicios de este mes, Logile perdió a un gran amigo y cliente con la muerte de Tim Krueger, Gerente Laboral en Fiesta Mart, al perder la batalla contra el cáncer.

Tim era famoso en la industria y dejó mejoras positivas en las compañías en las que trabajó, entre ellas HEB, Grand Union, Food Lion, Minyards, Bi-Lo, Lowes Foods y Fiesta Mart. Conocí a Tim cuando yo estaba en Supervalu y él en Grand Union. Nuestros caminos se cruzaron en las ferias industriales, simposios patrocinados por los proveedores y en ocasionales intercambios profesionales que cubrían lo que los proveedores podían o no hacer (pese a lo que nos decían), lo que funcionaba y lo que no para dirigir cambios en nuestras organizaciones, y cómo sería el futuro de la administración laboral si pudiéramos imaginar y desarrollar las herramientas necesarias para apoyar completamente todos los aspectos de un programa increíble de administración laboral.

En el transcurso de su carrera, Tim trabajó con múltiples proveedores de administración de la mano de obra, disfrutó o toleró cada forma de administración que le impusieron; y, se dedicó tenazmente a su trabajo con determinación para que se hicieran las cosas y marcar la diferencia. En especial, al inicio de su carrera, Tim no era tímido al defender su punto de vista apasionadamente. Como buen gerente laboral, Tim sabía que luchaba por los intereses de su organización y en nombre de los que trabajaban en las tiendas logrando que todo sucediera: un día a la vez, y un cliente satisfecho a la vez. Esto era cierto si Tim lideraba un departamento de empleados, o cuando él era el departamento laboral completo con algunas prioridades extras fuera de su área.

Como muchos de nosotros que empezamos trabajando en Administración Laboral, cuando la programación se hacía con pluma y papel, Tim tenía talento para llegar a la raíz del asunto y hacer que suceda el cambio. Eliminó ideas irracionales de los distribuidores, hizo entrar en razón a muchos gerentes de distrito al explicarles la diferencia laboral entre dos tiendas muy diferentes que casualmente tenían los mísmos dólares en ventas semanales, llenó de ideas y mejoras a cada versión y pantalla del software de administración de la mano de obra, que era capaz de ser mejorado por un proveedor que le interesara lo suficiente como para escuchar. En particular, Tim fue un campeón dedicado a la programación basada en actividades, para ayudar a guiar y reforzar el plan de trabajo de los asociados y para desglosar la asignación efectiva de horas para entregar las estrategias comerciales de una compañia. Su visión marcó la diferencia y se está convirtiendo en una estrategia clave en la administración de la mano de obra para un número cada vez mayor de empresas retail progresistas. La visión de Tim sobrevive su partida.

Logile está agradecido por las oportunidades que tenemos de servir a los clientes que tenemos. Nos enorgullecemos de ser un proveedor que escucha y se preocupa, en especial de aquellos que comparten la pasión de Tim y su determinación de marcar la diferencia; para mejorar el producto, para hacer su uso más eficaz, para que se haga bien el trabajo.

En ninguna parte de nuestro código forzosamente encontrará el nombre o la firma de Tim Krueger. Pero tenga por seguro que está ahí; y todos estamos agradecidos y somos mejores por ello.

This post is also available in: Inglés